lunes, 24 de octubre de 2016

Fifty (four) ways to leave your lover (life)

Paul Simon, después de separarse de Art Garfunkel, lanzó en 1975 un disco que contenía la canción "50 formas de dejar a tu amante". Como yo estaba entonces en plena ebullición juvenil, fue una de esas canciones que me marcaron y que siempre tengo a mano, porque el título da muchísimo juego.

Fíjate y verás que con un par de sencillas adaptaciones la cosa cambia a "4 formas de dejar tu vida". ¿Qué le pasa por la cabeza al profe de Física de la imagen? Seguramente debe estar experimentando el "efecto secundaria", le traiciona el subconsciente y plantea cuatro situaciones que dejan muy claro lo que está pensando.
Por cierto, ¡no vas a quedarte sin oír la canción! (las versiones que hay en directo en la web son regularcillas, así que ahí va el sonido de la original aunque sea a imagen fija).


No hay comentarios:

Publicar un comentario